MIEDO A LA OSCURIDAD

¿Es normal que mi hijo tenga miedo a la oscuridad?

miedo a la oscuridad niñosEl miedo a la oscuridad se considera uno de los temores más habituales en la etapa del desarrollo del niño. Hay estudios que demuestran que uno de cada tres, la temen. La edad más habitual de manifestar este miedo es entorno entre los 3 y 5 años. En circunstancias normales suele desaparecer de manera espontánea, para ello es importante llevar a cabo una serie de medidas para que su hijo lo supere y pueda pasar las noches tranquilas. Por el contrario, si no se llega a superar, puede llegarse a convertir en una fobia.  Este tipo de miedo irracional a la oscuridad tiene varios nombres nictofobia o escotofobia. 

¿Cómo puedo ayudar a mi hijo a combatir el miedo a la oscuridad?

Desde Psicólogos Depresión Málaga le vamos a ofrecer algunos consejos y situaciones que son fáciles de reconocer para lograr combatir el miedo a la oscuridad en niños:

  1. Vencer el miedo real a la oscuridad mediante el juego: una de las estrategias que se puede utilizar es ayudar al niño a familiarizarse con la oscuridad, a través del juego, y así hacerle ver que la noche puede llegar a convertirse en algo divertido. Un ejemplo de juego podría ser:  pintar en la oscuridad con objetos y pinturas que brillen y que lo hagan en una habitación a oscuras.  O juegos más clásicos como la gallinita ciega.
  2. Dejar encendida una Luz tenue: no pasa nada si se deja alguna luz encendida, pero tiene que ser muy débil, que casi no ilumine, tan sólo que se vea algo de claridad en la habitación. Con esa iluminación podemos contarle un cuento, cantarle una canción, comenzar a contarle una historia dónde el niño tiene que elegir el final, etc. Es importante tener en cuenta que dejar una luz tenue no implica que los padres enciendan la luz de la habitación si el niño comienza a llorar. Si se enciende la luz estaremos reforzando el problema, el niño tiene asociado el miedo con la oscuridad, si le encendemos la luz, le confirmamos que la luz quita el miedo.
  3. Establecer rutinas antes de la hora de dormir: establecer una buena rutina contribuyen una mejoría en el sueño del niño. Hay que enseñarle que irse a dormir y a pagar la luz esta dentro de una cadena de rutinas. En primer lugar, puede comenzar con una ducha, seguido de la cena, luego la lectura de un cuento o un pequeño juego como se ha mencionado antes, y finalmente irse a la cama y apagar la luz. Toda esta cadena de acciones le servirá al niño para ir asociando lo que va después de cada cosa.nictofobia en niños
  4. Darle seguridad evitando las cosas que pueden acrecentarle el miedo: es normal que el niño identifique lugares o sitios que le generen miedo, como, por ejemplo, el espacio de debajo de la cama, los armarios, los huecos de las puertas, etc. Es importante explorar con el niño todos aquellos lugares que le generan miedo para comprobar que no hay nada allí.

¿Cree que su hijo podría tener síntomas de nictofobia? ¿No sabes que hacer para que pierda el miedo a la oscuridad?  ¿Necesita ayuda o consejos para que su hijo afronte este tipo de miedo, y que no se convierta el día de mañana en una fobia?

 En Psicólogos Depresión Málaga le ofreceremos una atención especializada y de calidad para dar solución a tus problemas.

Pilar Cortés Gómez

Miedo a la Oscuridad
5 (100%) 2 votos
2018-09-14T19:00:11+00:00

Deja tu comentario

CALENDARIO 2017 PSICÓLOGOS DEPRESIÓN MÁLAGA

diciembre 2018
L M X J V S D
« Jul    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

INFORMACIÓN DE CONTACTO DE PSICÓLOGOS DEPRESIÓN MÁLAGA

Teléfono: 952 22 07 01

Email: contacto@depresionmalaga.com

Horario Solicitar Cita: Lunes a Domingo 10h a 22h

Llámenos y Consulte nuestras Tarifas de Precios

Dónde Estamos: Disponemos de dos Gabinetes de Psicología en el Centro de Málaga:
- Alameda de Colón 16 (Bajo 10)
- Calle San Lorenzo 2 (5º Derecha)

Número de Colegiado: AO-02748

Facebook
Google+
Twitter